Cerrar


¡Bienvenido!

Suscríbete a nuestra newsletter para poder recibir todas las novedades de La Moraleja en tu correo.


ENVIAR

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
23 de julio de 2018
Síguenos en:

Per Celander, director del Colegio Escandinavo, nos explica el sistema pedagógico sueco

Escrito el en Noticias

¿En qué se basa el sistema educativo y pedagógico escandinavo?

Somos un colegio dividido en dos áreas, la de habla inglesa y la de habla sueca. La sección inglesa está creciendo muy rápido.

En la actualidad, el sistema pedagógico escandinavo se basa en trabajar los dos departamentos, y eso es lo que queremos dar a conocer, especialmente a los españoles. Porque los pilares del método educativo sueco se sostienen en los niños, son pequeños grupos para que el profesor pueda dedicarse más a ellos, lo que se traduce en que el tiempo de los alumnos con su profesor es mayor, en comparación con otros colegios. Hay un máximo de 18 estudiantes por clase.

Por otro lado, el entorno que rodea el centro es una zona preciosa, con césped, árboles, por lo que ellos se sienten acogidos, yo creo que ésta es una de las razones por las que vienen aquí. Tenemos varias edades, desde los pequeños, de Primaria; hasta los mayores, a partir de Secundaria. Un punto muy importante es el respeto entre adultos y niños. Este es otro de nuestros valores, de nuestra enseñanza.

¿Cuál es el punto fuerte, lo que le diferencia de otros sistemas de estudio?

El punto fuerte es que tenemos varios idiomas en el colegio. Si se pararan en el patio, ahora mismo, podrían ver que por lo menos escucharían cuatro idiomas en menos de cinco minutos.

Inglés, español y las lenguas escandinavas;  sueco, noruego  y danés.  Este sistema tiene muy buenos resultados, se ve claramente cuando los estudiantes finalizan la escuela. Nosotros trabajamos para que ellos tengan la opción de ir a una universidad española o una europea. Para ello tienen que pasar por un examen de Cambridge que harán en el futuro. Ahora lo estamos implantando en el centro a través la Escuela Internacional de Cambrige en distintos grados, hasta el cuarto, de momento.

¿El Colegio Escandinavo va a celebrar una Jornada de puertas abiertas el 8 de febrero?

Para explicar e introducir en líneas generales nuestro sistema y cómo funciona, vamos a celebrar unas jornadas de puertas abiertas para los padres en el colegio. Tendremos varias, una de ellas será el próximo 8 de febrero a las 17.00 horas. Habrá profesores de todos los grados que explicarán cómo trabajamos y les enseñarán el colegio. Estamos interesados, especialmente en infantil. Quien quiera asistir a este punto de encuentro podrá ponerse en contacto con nosotros.

¿El centro tiene dos partes diferenciadas, la sección inglesa y la escandinava?

El denominador común es el sistema pedagógico escandinavo, es la base, las diferencias están en los idiomas. Si hablas con un niño de tercer o cuarto grado, sabrán exactamente lo mismo, pero en diferentes lenguas.

Los profesores de la sección inglesa son en su mayoría, de Reino Unido y Estados Unidos. Y la  escandinava es, por supuesto, en sueco. Los maestros de ambos departamentos trabajan en colaboración.

¿Proyectos de futuro, de crecimiento?

En primaria estamos planificando una ampliación con más clases, se hará en verano. Es algo positivo para ambas secciones.

Este es el proyecto más inmediato, aunque planificamos muchos. La cuestión más importante por ahora es la perfecta integración entre ambas partes. También hay grupos de padres trabajando para proponer nuevas actividades para el colegio, como por ejemplo las extraescolares. El colegio finaliza a las 15.30 horas, después podrán asistir a clases de música, idiomas… Alternativas abiertas a los alumnos de las dos secciones.

Otro tema muy importante, el colegio es como una familia, se cuidan entre ellos. Al ser pequeño hay mucha comunicación entre el profesor y el alumno, y también con los padres.

Me gustaría añadir que tenemos una lista de espera para el jardín de infancia y hay disponibilidad para alumnos del primer al quinto grado. Mantenemos las clases con pocos niños, pero hay espacio suficiente para nuevos estudiantes.



Aún no hay comentarios en este artículo

Deja tu opinión