Cerrar


¡Bienvenido!

Suscríbete a nuestra newsletter para poder recibir todas las novedades de La Moraleja en tu correo.


ENVIAR

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
25 de abril de 2018
Síguenos en:

Consigue tu propio huerto urbano y solidario en Sanchinarro

Escrito el en Noticias

La casa de acogida Santa María de la Paz te ofrece la oportunidad de tener tu propio huerto urbano en Sanchinarro, ¡y estarás colaborando con este albergue! Apuesta por el cuidado de la vida y de la tierra.

El Centro Santa María de la Paz puso en marcha hace tiempo este proyecto que consiste en la cesión de huertos urbanos en el propio terreno del albergue (Vicente Blasco Ibáñez 81, Sanchinarro), con una doble finalidad. Por un lado, permite colaborar con la obra social de los Hermanos de San Juan de Dios para el mantenimiento del centro, que atiende al colectivo de personas sin hogar en situación de exclusión social. Y por otro, te ofrece la oportunidad y el privilegio de disfrutar de una parcela urbana para cultivar hortalizas y verduras de manera respetuosa con la naturaleza y la salud de las personas, sin descuidar la calidad.

Y muy interesante, sólo utilizan fitosanitarios autorizados en agricultura ecológica y abonos de procedencia orgánica. Además, hacen un uso equilibrado del suelo para incrementar su fertilidad y favorecen las variedades locales de hortalizas y verduras recolectándolas en el momento óptimo de maduración.

A todos los usuarios de sus huertos les garantizan la puesta a punto inicial del terreno, esto es mejora del suelo con aportes de tierra vegetal y mantillo y una primera cava de manera que la parcela esté lista para la siembra. El agua y la instalación con tubería de goteo. Tratamientos fitosanitarios ecológicos necesarios y su apoyo, asesoramiento y acompañamiento siempre que sea necesario.

Para ello proponen dos maneras de cesión del uso de los huertos en función del grado de participación. O bien uno mismo es quien se encarga del cultivo y manejo de su huerto, de la recogida y disfrute de su cosecha. (Disponen de un pequeño almacén-tienda para facilitar el manejo). O bien un residente del Centro se encargará de atender y recolectar la parcela, sólo tendrás que disfrutar del fruto de su huerto.

Este proyecto aporta múltiples beneficios en la reincorporación social del residente y fomenta hábitos que permitirán, en la medida de lo posible, la normalización de una vida digna.

“Las semillas que plantemos hoy, determinarán el fruto que cosechemos mañana”. (Gálatas 6:7)

Más información:
www.centrosantamariapaz.org



Aún no hay comentarios en este artículo

Deja tu opinión